jueves, 27 de diciembre de 2007

PERROS MESTIZOS O RATONEROS

Los perros mestizos no tienen ninguna desventaja demostrada frente a los puros de raza y si muchas ventajas.

En general son extremadamente amables y muy amistosos. Tienen una enorme capacidad de afecto y rebosan cariño. Ademas suelen ser muy inteligentes y facilmente adiestrables. No sufren degeneraciones por consanguinidad y gracias a las "mezclas" de las que provienen disfrutan de graciosas peculiaridades que hacen de cada animal un ejemplar irrepetible, casi exclusivo. Asi mismo presentan una admirable resistencia fisica y una gran longevidad (se sabe de ejemplares que han llegado a los 20 años).

A menudo son mas tranquilos y equilibrados que sus "nobles" parientes de pura raza; los cruces realizados por criadores poco profesionales pueden provocar alteraciones de comportamiento en algunos ejemplares de raza; sin embargo la seleccion natural de los mestizos evita casi en la totalidad dichas alteraciones.
El perro mestizo no es un perro callejero. Hoy dia la recogida municipal de animales hace que haya muy pocos perros vagabundeando por nuestras calles y los que "escapan" de la perrera -donde serian sacrificados- son recogidos por personas que intentan buscarles el mejor acomodo posible, ya sea de forma particular o acudiendo a alguna protectora. Los perros mestizos llevan generaciones viviendo en casas, conviviendo felizmente con sus dueños hasta que estos, por diferentes circunstancias, cometen el acto inmoral y cruel de abandonarlos en la calle. Por tanto se trata siempre de ejemplares directamente ligados a la vida en familia, que han pasado escaso tiempo en la calle, y que desean ardientemente la segunda oportunidad que tanto merecen.

Ademas, y que nos perdonen los puristas, los perros de pura raza no son mas que mestizos prolongados en el tiempo. Si elegimos una raza tan admirada como el San Bernardo y analizamos su genealogia, veremos que en el se mezclan sangres de dogos alemanes y perros de montaña de los Pirineos; los dogos provienen de la mezcla de mastines con lebreles irlandeses, mientras que el perro de montaña de los Pirineos desciende del Maremmano-Abruces y del pastor hungaro Kuvasz, que a su vez proviene…

Los seguimientos que realiza el refugio tras cada adopcion, nos muestran que las familias estan plenamente satisfechas y felices con sus nuevos compañeros, independientemente de su origen, pues todos los perros, de raza y mestizos, poseen extraordinarias virtudes que hacen de ellos compañeros ideales.